El que mucho abarca…

 

Hay un dicho popular que reza

El que mucho abarca poco aprieta

y es una idea que puede extrapolarse hacia muchos terrenos y, cómo no, me lo llevo al terreno de la publicidad y de las marcas.

Hoy en día, debido a la proliferación de innumerables herramientas de comunicación online, las marcas se han visto literalmente desbordadas ante el aluvión de “posibilidades” de publicidad y comunicación que pueden llevar a su público. El caso, es que muchas veces la estrategia no es adecuada, contando con la suerte de que exista una estrategia. Anteriormente, en mis inicios, reconozco cierta actitud reacia a eso de la estrategia debido a que era aburrido crearla y conseguir que se llevara a cabo, pero a día de hoy es una de las armas más importantes que podemos utilizar para poder conducir la imagen de la marca o empresa donde merece o donde pretendamos.

La estrategia debe ser planteada con unas directrices firmes y a la vez con ciertos matices flexibles para poder adaptarse a las necesidades conforme avanzamos en el tiempo.

El hecho de emplear y estar presente en muchas plataformas no quiere decir que lo estemos haciendo bien, que estemos llegando a nuestro target, ya que tal vez sea más beneficioso centrar el tiro, apuntar a un sitio concreto y comenzar ese trabajo para después poder movernos de un sitio a otro, incorporando nuevos elementos.

Además de la herramienta, debemos tener muy claro el mensaje y cómo darle forma. Muchos son los ejemplos de campañas rebuscadas, con complicados guiones y mensajes que jamás alcanzaran el éxito porque el planteamiento no es bueno, es difícil. Un mensaje simple, claro, directo, en el medio adecuado puede que no sea un éxito total, porque la viralización y difusión es una tarea ardua, pero a buen seguro que asienta un cimiento sobre el que la marca puede desarrollarse tras haber afianzado un pensamiento positivo presente en el público objetivo. El mensaje hay que cuidarlo.

Me ha gustado esta campaña del Scotia Bank, uno de los grandes bancos de Canadá, dirigida a recaudar fondos para la lucha contra el SIDA. El planteamiento es buenísimo: hay una marcha (andar) de ayuda a la causa e invitan al público a participar, sugiriendo sutílmente que dejen de ayudar a su modo mediante cosas o actitudes poco útiles, y se decidan a acudir al evento organizado para la ocasión.

Como las marcas, la esencia de una  campaña atesora un mensaje claro y dirigido al target, no nos vayamos por los cerros de Úbeda con anuncios y campañas complicados y, al final, poco relevantes.

Anuncios

Acerca de Galo

Un tipo con incertidumbres y muchas ganas de conocer.
Esta entrada fue publicada en Estrategia, Marketing, Marketing Digital, Publicidad, Redes sociales, Web y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s